talento

Descubre tu talento y vive de tu pasión

Descubre cual es tu talento para poder vivir de tu pasión con el post de hoy, y empieza a dar los pasos necesarios para transformar tu vida.
Te voy a enseñar que tienes que hacer exactamente para descubrir tu talento.

Si estás aquí, es porque no estás satisfecho con tu vida. No sabes cual es tu talento, lo que te impide vivir de tu pasión. Te sientes frustrado y fracasado porque no te gusta lo que haces.

Quizás estás en un trabajo que nada tiene que ver con tus intereses; o has escogido una profesión que en realidad no te gusta.

Puede ser que estés quemado porque desempeñas una profesión que nada tiene que ver con tu vocación y te estás planteando dejarla, pero no tienes ni idea de que otra cosa podrías trabajar.

Es muy típico escoger profesiones que nada tienen que ver con nuestro propósito de vida. Desempeñar un trabajo que no nos llena, pero lo seguimos haciendo porque nos pensamos que no tenemos más remedio. Que no podemos cambiar a estas alturas de nuestra vida, y que estamos condenados a seguir con esta profesión para los restos.

Pero si piensas esto te equivocas. Porque nunca es tarde para cambiar. Todo lo contrario, mientras estamos en esta vida, siempre podemos cambiar las cosas.

Podemos aprender y desaprender, podemos formarnos de nuevo, podemos hacer un proceso de desarrollo personal, podemos crecer como personas, podemos emprender nuevos proyectos, podemos descubrir nuestro talento, encontrar nuestro propósito y vivir de nuestra pasión.

Mientras sigas vivo, puedes hacer mil cosas.

Si estás desempeñando un trabajo que te frustra pero estás perdido y no sabes que otra cosa puedes hacer, no te preocupes, hoy te voy a enseñar a descubrir tu talento para que puedas vivir de tu pasión.

Muchas personas se encuentran desempeñando trabajos que no les satisfacen. Nos han educado para llevar una vida mediocre y tener un trabajo mediocre. Nos han educado para desempeñar un trabajo con el que pudiéramos tener una seguridad y una estabilidad. Pero nadie nos ha enseñado a descubrir nuestro talento para vivir de nuestra pasión.

Es decir, que cuando eramos niños, nos inculcaron que debíamos buscar una profesión que tuviera salida, que nos proporcionara un buen sueldo y que nos diera reconocimiento social.

Nadie se preocupó de enseñarnos a buscar una profesión que estuviera relacionada con nuestros talentos. De eso se olvidaron.

Tanto la sociedad como el sistema educativo nos evalúan a todos los alumnos por igual. En la escuela hay unas asignaturas para todos, tengan las características que tengan o diferentes necesidades. No se tiene en cuenta los intereses, talentos o dificultades de las personas. Todo vale para todos, y esto es un graso error.

Además, hay unas asignaturas estrella como las matemáticas, las lenguas, las ciencias… y otras asignaturas, de segunda, como la música o la gimnasia. Y para más inri, no nos enseñan a gestionar las emociones, aprender de finanzas, o habilidades sociales.

Por todo esto, es normal que muchas personas lleguen a mayores y se den cuenta de que la profesión que han escogido no les gusta. No se sienten realizados, no disfrutan con lo que hacen, no les motiva porque su trabajo nada tiene que ver con su talento ni propósito de vida.

Escogieron una profesión por lo que se les había inculcado en la escuela o en casa, sin tener en cuenta sus propios intereses o necesidades.

No todo el mundo tiene las mismas aficiones, gustos, capacidad intelectual, talento o habilidades. Cada persona es diferente, y por ello, la educación tendría que tener en cuenta las diferencies individuales.

No a todos los niños se le dan bien las matemáticas o las lenguas que siempre han sido tan valoradas, pero en el colegio tienen que estudiarlas por obligación, cosa que les lleva a la frustración y al fracaso, minando su autoestima. Quizás a esos niños se les da mucho mejor la música, o ayudar a los demás, o tienen mayor creatividad, y nadie se preocupa de potenciar estos puntos fuertes.

La cuestión es que de pequeños, dada la educación que recibimos, nos conformamos unas creencias en la cabeza que nos condicionan a la hora de escoger una profesión o trabajo. Cuando llegamos a cierta edad, y llevamos ya unos años de trabajo a nuestras espaldas, nos damos cuenta de que la vida que nos hemos construido, incluyendo profesión o trabajo, no nos satisface. Y es cuando llegamos a la conclusión de que no queremos seguir viviendo frustrados el resto de nuestros días, pero no tenemos claro que otra cosa podemos hacer.

¿Resuenas con esto?
Pues yo te voy a enseñar como puedes buscar en tu interior y encontrar tus talentos, para que puedas vivir de tu pasión y no tengas que continuar condenado a un trabajo que no te llena.

Donde está tu talento, está tu vocación. Aquella que un día quedó enterrada porque decidiste hacer caso a tus padres a la hora de escoger tu profesión o simplemente la escogiste, porque nadie te enseñó como debías buscar.

Todos tenemos talentos, lo único que muchas veces no nos hemos preocupado en sacarlos a la luz y están enterrados dentro de nosotros esperando a ser descubiertos. Pero nunca es tarde para descubrirlos.

Lo único que debes hacer, es explorar en el lugar exacto.

Quiero que te hagas unas preguntas que te ayudaran a ir obteniendo la claridad que necesitas para descubrir tu talento.

  • ¿Qué es lo que te motivó a elegir tu profesión actual?
  • ¿Qué 3 fortalezas destacas por encima de la mayoría?
  • ¿Qué actividades realizabas de pequeño que te encantaban y disfrutabas con ellas?

El talento es una parte de ti, algo inseparable a tu persona. Esta dentro de ti, y ahí es donde te voy a enseñar a buscar. Es algo que sabemos hacer de manera innata, es decir, algo que se nos da muy bien hacer de forma natural.

Para encontrar tu talento, debes explorar tres áreas:

1-Dones naturales y rasgos de personalidad: debes realizar un proceso de introspección para analizar en detalle tu temperamento y personalidad. Piensa en aquellas cosas en las que eres bueno que tienen que ver con tu manera de ser. Por ejemplo: saber escuchar.

2-Pasión: busca aquellas cosas que te encanta hacer y por las que no te importaría estar horas y horas. Para vivir de tu talento hace falta constancia, y si tus razones no se basan en tus propios intereses, acabarás cansándote. Necesitas mucha motivación para desarrollar al máximo tu talento, y la pasión es el motor que necesitas.

3-Tu experiencia: si no desarrollas tu talento, no te va a servir de nada. Es la práctica la que va hacer que tu talento tenga valor.

Si buscas en estas tres áreas, encontrarás tu talento, a partir del cual, podrás vivir de tu pasión.

Pero no es suficiente con el talento, hay que aprender y adquirir habilidades. Con el talento no basta, pero con solo la formación o el aprendizaje de una profesión tampoco.

El profesional completo es aquel que combina su talento con la formación.

Es decir, que desempeña una profesión que va ligada a su talento, aquello que se le da bien de manera natural.

La pintura es un arte, y como arte, el pintor debe saber que colores mezclar o que pinceles debe utilizar. Por mucha habilidad que tenga un pintor, no va a realizar unas buenas obras si no sabe que técnicas utilizar.

La creatividad y las habilidades se pueden estimular y potenciar. Imagina un árbol en su totalidad, incluyendo la raíz. Si un árbol no da unos frutos jugosos, no debes centrarte en mejorar las ramas de donde cuelgan los frutos, sino hay que mejorar las raíces. Si éstas son buenas, y están en una tierra bien abonada, al final el árbol dará unos buenos frutos.

Por lo tanto, descubre tu talento, y desarrollalo. Solo así podrás vivir de tu pasión.

Pero si tu solo todavía no has descubierto cual es tu talento oculto, puedes recurrir a las personas de tu entorno para que te ayuden.

Como el talento es algo que hacemos bien de forma natural, muchas veces nos pasa desapercibido, porque como se nos da bien, no le damos importancia. Lo llevamos haciendo toda la vida, y para nosotros es algo habitual.

Es más fácil que los demás detecten un talento en nosotros que nosotros mismos.

Por este motivo, te voy a proponer un ejercicio de Talane Miedaner, una coach muy influyente. Si quieres saber más sobre ella, dale clic aquí.

Debes seleccionar de 5 a 10 personas de tu entorno, que te quieran y te conozcan mínimamente como padres, pareja, amigos… Una vez los tengas, tienes que pedirles que te contesten cinco preguntas referentes a ti, de manera sincera y constructiva. Seguro que están encantados de ayudarte en la búsqueda de tu talento.

  • ¿Cuál crees que es mi punto fuerte?
  • ¿Cuál crees que es mi punto débil?
  • ¿Qué talento o don innato ves en mí? 
  • Si yo saliera en la portada de una revista; ¿Qué revista sería y que diría de mí?
  • ¿Cuándo expreso plenamente este don o talento?

Gracias a las respuestas de estas preguntas, vas a obtener mucha información sobre ti que quizás no tenias en cuenta y te va a ayudar a descubrir tu talento.

Cuando descubras cual es tu talento, tendrás más información para decidir que hacer con tu vida.
Si seguir como estás, o utilizar tu talento para encontrar tu propósito y por fin, vivir una vida plena.

Espero que este post te haya sido de ayuda y ahora tengas más claro como descubrir tu talento.

Si a pesar de esta información sigues perdido y no sabés que hacer, quizás necesites la ayuda de un profesional que te guie en el descubrimiento de tu talento. Contacta conmigo haciendo clic aquí. 

2 comentarios en “Descubre tu talento y vive de tu pasión”

    1. No pasa nada, tus talentos, aquellas cosas que se te dan bien de manera innata, no tienen porque ser tu pasión. Aquello que te apasione será algo que te encanta hacer, que no te importa dedicarle muchas horas sino, al contrario, que estarías haciendo siempre. Si todavía no has encontrado tu pasión, tranquila, cuando lo encuentres lo sabrás. 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *