Como reestablecer el buen clima laboral

En el post de hoy, te presento un caso de éxito para que veas un ejemplo de como un conflicto laboral que puede provocar un mal clima y repercutir en los resultados de la empresa, se resuelve con el Programa resolución de conflictos laborales.

Contra antes se resuelva el conflicto, antes volverá la empresa a funcionar correctamente.

A través del programa de resolución de conflictos laborales, siguiendo su sistema de 9 pasos, el conflicto entre Juan y Sonia se solucionó, restableciéndose el buen clima laboral en el departamento, fijándose nuevos procesos de trabajo y volviendo la buena comunicación entre los diferentes miembros del equipo.

Trabajadores satisfechos y motivados, es igual, a buenos resultados en la empresa.

Motivo de la consulta:

Juan trabaja en el departamento de compras de una empresa de automoción. Una de sus tareas es pasar datos, que recopila mes a mes, sobre las compras que ha realizado el departamento.

Esos datos se los pasa a Sonia, quien se encarga de realizar los informes mensuales para trasferirlos al encargado del departamento.

Juan lleva un tiempo enfadado con Sonia porque tiene la percepción de que no hace ningún esfuerzo por realizar bien los informes.

Le ha dicho como deben ser, en varias ocasiones, y donde están los fallos pero los informes siguen teniendo errores.

Piensa que cada día está más distraída, que no le escucha y pasa de todo.

Nada más llegar por la mañana, ella le saluda, pero él se siente incómodo. Ha llegado a un punto que le irrita que ella se dirija a él.

Está convencido que esto de los informes le acabará perjudicando porque el encargado le llamará la atención.

Por otro lado, Sonia se siente cada vez más estresada y agobiada.

Piensa que Juan la ha tomado con ella por no hacer bien los informes. No le gusta nada las formas que tiene de decirle las cosas. Cree, que por más razón que tenga,  sus modos no son los adecuados. Le habla mal y es muy estúpido con ella.

Sonia le ha dicho varias veces que ella nunca ha hecho ese tipo de informes, y está intentando aprender, por lo que tiene que tener un poco de paciencia.

Pero Juan no atiende a razones y no le escucha. Ya no quiere hablar más con él del tema.

Este conflicto entre Juan y Sonia, está generando un mal clima laboral en la oficina.

Juan ya tiene sus aliados, y Sonia también, por lo que se están creando dos bandos.

Tipo de conflicto:

Conflicto laboral de percepciones

Confrontaciones por diferentes puntos de vista de una misma situación, que se pueden ver agravados por “chismes” y “guerras territoriales” entre grupos de cada corriente.

Una comunicación abierta y aportar argumentos sólidos para cada percepción es en la mayoría de los casos la mejor solución para evitar conflictos en la empresa por diferencia de percepciones.

Consecuencias de un mal clima laboral

Este conflicto genera un mal clima laboral en la oficina, creando un ambiente de crispación entre los diferentes trabajadores, con una inadecuada comunicación, falta de apoyo entre los compañeros y compañeras, desánimo y tensión.

Este mal ambiente laboral, puede perjudicar directamente a la eficiencia de los diferentes trabajadores, a su productividad y a los resultados de la empresa.

Si Juan no tiene paciencia con Sonia para explicarle, las veces que sean necesarias, como debe realizar los informes, si no, que se exaspera, le habla mal y se enfada, Sonia no va a aprender a realizar los informes correctamente.

Sentirse incomprendida está aumentado  su estrés y su ineficacia.

El conflicto entre estos dos trabajadores está generando un mal clima laboral en la oficina, creando dos bandos enfrentados, que genera un clima de tensión y discrepancias, que afecta a la comunicación entre los diferentes miembros, a su productividad y eficacia, y por lo tanto, a los resultados del departamento y de la empresa.

El objetivo del Programa de resolución de conflictos

Mejorar la comunicación entre Juan y Sonia para que puedan exponer sus diferentes puntos de vista, de manera abierta y sincera, sin recibir el juicio del otro para poder encontrar una solución al problema de los informes.

Poner en común sus diferentes puntos de vista hará que se sientan comprendidos  el uno por el otro y les llevará a un terreno común en el cual podrán encontrar una solución al problema de los informes.

Programa resolución de conflictos aplicado a este caso

Durante las sesiones entrenamos la comunicación asertiva, la escucha activa y la empatía a partir de dinámicas.

Gracias a la intervención, Juan y Sonia han podido expresar abiertamente, de manera sincera y sin miedo al juicio del otro, como se han sentido durante el conflicto.

Cada uno ha podido escuchar al otro y ponerse en su lugar para comprender el porqué de sus acciones.

Una vez los dos se han expresado y han escuchado al otro, ha llegado la comprensión desde el corazón, clave para poder llegar a un acuerdo en la resolución del conflicto.

Durante las diferentes sesiones, Juan llegó a la conclusión que desde que habían ascendido a Pilar en vez de a él, estaba más irritado en la oficina.

La creencia de que ascendieran a otra persona en su lugar, le hizo generar unos sentimientos de rabia e irritación que proyecto en Sonia.

El hecho de que Sonia no hiciera los informes como a él le gustaría le molestaba mucho y le hacía sacar esa la rabia.

Juan admitió que debería haber tenido más paciencia con Sonia e irle enseñando poco a poco, en vez de enfadarse más con cada informe y hablarle mal.

Durante el Programa de Resolución de conflictos, fue capaz de ponerse en el lugar de Sonia y comprender como se había sentido ella con sus malas formas.

Sonia, por su parte, había llegado a la conclusión de que Juan había sufrido una gran decepción desde que no le ascendieron, y que toda la furia que sentía lo estaba pagando con ella.

Le sabía muy mal lo que estaba pasando entre los dos porque siempre habían trabajado muy a gusto en equipo y el problema de los informes había hecho que perdieran el entendimiento que tenían.

Le estaba afectando más de lo que ella quisiera el mal rollo entre ellos, y se había bloqueado, afectándole a su productividad.

Estaba totalmente dispuesta a solucionar el conflicto entre ambos, y entendió perfectamente la frustración de Juan por no acceder al ascenso y la mala gestión que hizo de esto.

La predisposición de ambos para resolver el conflicto fue clave para estar dispuestos a compartir sus emociones y pensamientos, y escuchar al otro sin juzgarlo ni criticarlo.

Gracias a la empatía que mostraron, pudieron ponerse en el lugar del otro y comprender su gestión de la situación.

Una vez el resentimiento y el enfado habían desaparecido, pudieron establecer toda una serie de acciones concretas para resolver el problema de los informes.

Al resolver el conflicto entre ellos, y tomar una serie de medidas para que los informes se hicieran correctamente, el clima laboral en la oficina se trasformó y volvió la calma.

Los dos bandos se disgregaron y la comunicación entre todos los miembros del equipo volvió a fluir.

Conclusión

El conflicto entre Juan y  Sonia es un conflicto de percepciones habitual en las empresas.

Cada una de las personas que intervienen en un trabajo colaborativo tienen sus propios puntos de vista y una visión subjetiva sobre el motivo por el que una tarea o proceso no está funcionando.

Cuando se genera un conflicto laboral entre diferentes personas de la empresa, suele generar un clima laboral negativo que acaba repercutiendo en la productividad de los  trabajadores y como consecuencia, en los resultados de la empresa.

Es necesario detectar los conflictos a tiempo para que estos sean resueltos de inmediato y no se agraven, evitando las posibles consecuencias que pueden producir.

Si el conflicto no se resuelve pronto, la persona cada vez está más estresada, y esto hace que se vuelva más rígida y no vea el punto de vista de la otra parte.

Está más susceptible, por lo que su estilo comunicativo es agresivo, y es más difícil la cooperación y negociación entre los miembros del equipo.

Se está más a la defensiva, la frustración favorece un trato incorrecto hacia los demás compañeros y disminuye la capacidad de agradecimiento hacia ellos.

Es muy importante resolver los conflictos entre los trabajadores para mantener un buen clima laboral en la empresa.

Cualquier persona disfruta de la satisfacción y el bienestar que produce un buen ambiente laboral.

Los trabajadores se sienten más tranquilos, son más colaboradores, están más motivados, son más eficaces y productivos. Resuelven mejor los retos que se les platean a diario y hay una mejor comunicación entre los miembros de los equipos.

Sin embargo, un conflicto laboral genera un mal clima laboral, y por ende, una inadecuada comunicación entre los trabajadores, malos entendidos, desmotivación, mala organización, menos productividad y efectividad.

La empresa tendrá trabajadores disgustados, poco implicados, menos productivos y los resultados de la empresa se verán afectados comprometiendo los beneficios económicos.

Gracias al Programa en resolución de conflictos en las empresas, se puede conseguir resolver los conflictos a tiempo y evitar las consecuencias de un mal clima laboral.  

Si tienes un conflicto en tu empresa que está generando un mal clima laboral y no sabes como resolverlo, ponte en contacto conmigo. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *